Ciclo PROTAGONISTAS DE LA MÚSICA Y LA QUINTA DISMINUIDA EN IMÁGENES: EL GIGANTE DEL JAZZ | Espacio Simón I. Patiño

Agenda

Agenda Descargar agenda en PDF
Peso: 2256.29 KB
Ver agenda en formato libro

Suscribirse a la Agenda:

Miércoles 13 diciembre

Ciclo PROTAGONISTAS DE LA MÚSICA Y LA QUINTA DISMINUIDA EN IMÁGENES: EL GIGANTE DEL JAZZ

Ciclo PROTAGONISTAS DE LA MÚSICA Y LA QUINTA DISMINUIDA EN IMÁGENES: EL GIGANTE DEL JAZZ
Organizan:
Espacio Simón I. Patiño

Lugar: Auditorio del Espacio Patiño
19:30 h

Conduce: Nicolás Peña

Para esta ocasión, la Quinta Disminuida en Imágenes compartirá con los amantes de la música un viaje a través de la vida y la obra de Michel Petrucciani… el gigante del jazz (Orange, Francia, 28 de diciembre de 1962-Nueva York, 6 de enero de 1999).

Michel decía, entre otras cosas, era que lo único que no soportaba de su enfermedad era que fuera Petrucciani hablaba con la voz finita, endeble, que podía esperarse de él. Y lo que inevitable hablar de ella a la hora de señalar sus méritos como pianista. “Cuando toco, suelo cerrar los ojos. La gente también cierra los ojos para escuchar mejor. Y cuando se tiene los ojos cerrados, ¿qué importa que uno mida un metro y medio? Lo único que importa, cuando uno hace música, es la música”. Pero claro, cuando se trataba de Petrucciani, hablar solo de música era imposible y él lo sabía. El miércoles 6 de enero de 1999, Petrucciani murió. Tenía nada más que 36 años y, como en la famosa anécdota de Charlie Parker, parecían muchos más.

Petrucciani nació con una deficiencia genética conocida como osteogénesis imperfecta. Ya de adulto, su estatura apenas sobrepasaba el metro de altura, pero su cuerpo contrahecho reservaba todas sus energías para trasladarlas a sus brazos y sus dedos. Los primeros indicios de su portentosa vitalidad pianística se hicieron patentes desde los cuatro años. Michel se había iniciado con la música clásica y cuesta creer que el pequeño niño pudiera acometer algunas sonatas como la “Patética” o la “Appassionata” de Beethoven, o algún estudio de Liszt, o alguna pieza de Ravel o Scriabin. Sin embargo, su romance con la música clásica duró poco y sucumbió ante el embrujo del jazz.

ESPACIO SIMÓN I. PATIÑO Av. Ecuador 2503 esq. Belisario Salinas
Edificio Guayaquil (primer piso)
Casilla 3289
Telf.: (+591 2) 241 0329

ANEXO DEL ESPACIO PATIÑO Av. Ecuador 2475 esq. Belisario Salinas
Casilla 3289
Telf.: (+591 2) 241 0329 int. 235

Ver horarios de atención de nuestras diferentes áreas

Somos parte de:

  • Síguenos en:
  • Facebook
  • twitter
  • youtube